Moda: O como reírse de imbéciles y facturar 15 millones

Share on Facebook17Tweet about this on TwitterShare on Google+0

hawkers-promo-promocion-codigo-descuento-50%-gafas-sol-famosos

Empiezo escribiendo y casi que prefiero poner el aviso de contenido explícito porque este tema me ha tocado un poco la moral. Tengo dos entradas pendientes de publicar pero por su carácter más genérico me las voy a reservar en pos de este artículo de opinión que voy a escribir sin pensar demasiado a raíz de un suceso que ha ocurrido hace apenas unas horas.

El título es claro, y aviso que este post no es un post al uso, no es de esos de tendencias o de lectura alegre por denominar de alguna manera las entradas más normales que suelo escribir. Me voy a abstener de citar directamente a la marca que ha propiciado esta entrada por aquello de que yo soy un don nadie y no tengo presupuesto alguno para contrarrestar posibles movimientos en mi contra o en contra de esta web, así que cuanto más oculto esté a ojos del buscador de google mejor.

hawkers-promo-promocion-codigo-descuento-50%-gafas-sol-famosos

Estupidez hecha gafas de sol

Todos conocemos lo que es la moda, más concretamente esas tendencias que si te las hubieran contado ayer hubieras afirmado que son bobada y que es imposible que funcionen, sin embargo; pasa un mes y empiezas a ver a gente con una pulsera milagrosa en su muñeca. Y lo que es peor, al segundo mes tu llevas otra. Este es un ejemplo exagerado (lo de las powerbalance pasará a la historia como uno de los mayores detectores de tontos habidos y por haber, al cesar lo que es del cesar) de una realidad en la que todos caemos en mayor o menor grado. Tener una vida completamente independiente del mundo de la moda o las tendencias es imposible, seas más o menos inteligente, tengas más o menos personalidad, siempre te dejarás influenciar por algún boom social, consciente o inconscientemente pero alguna vez caerás. Es natural, no pasa nada.

Pero ojo, y aquí viene el mensaje que me gustaría transmitir con este artículo, no todas las modas son iguales.

  • Las hay estúpidas y que toman por imbécil a la gente, y esta demuestra que efectivamente lo es; imbécil digo. Al ejemplo de la pulsera me remito.
  • Las hay inevitables pero aceptables. Las que se suelen tratar en medios de moda o en blogs como este. Boom de los pantalones skinny, todos con parkas verdes para el invierno, sneakers que hace 10 años no quería nadie ahora se venden al triple de precio, etc. Inevitables porque el marketing produce un efecto barrido bestial que al final te sumerge en la tendencia e incluso consigue que cambies radicalmente de opinión a base de ver el producto en cuestión a todas horas. Y aceptables porque al fin y al cabo no pasa nada porque te compres unas zapatillas que a lo mejor hoy te gustan pero dentro de dos años ya no tanto, no dejan de ser zapatillas y seguirán cumpliendo su función. Y normalmente la relación precio/calidad es aceptable, incluso para esas sneakers que he comentado antes (NB es el mejor ejemplo de subida de precio y de lavado de cara en los últimos años).
  • Y por último están las protagonistas de este artículo. Las modas hechas por imbéciles para personas más imbéciles todavía. Reconozco que con esto tengo un problema personal desde que tengo uso de razón. El ver como un atontado de la vida es capaz de aprovecharse del resto para sacar beneficio personal me supera. He de admitir que con los años he ido corrigiendo esta estupidez mía para cambiar a una actitud más pasota: “si un imbécil de este calibre se aprovecha de ti, no te mereces mucho más“. Ajo y agua que dirían algunos.
hawkers-promo-promocion-codigo-descuento-50%-gafas-sol-famosos

A mi mientras me paguen…

¿Ya habéis adivinado de qué marca estoy hablando, verdad? Seguro que ahora entendéis el cutrechop del águila de la imagen destacada de la entrada…

-¿Y a raíz de que viene toda esta crítica a esta pseudomarca?-. Os preguntaréis. Porque criticar es fácil, pero hacerlo con base y fundamento es otra cosa.

Pues bien, aquí viene la razón de esta entrada. Porque a mi me da igual que un niño de papá se haga millonario a costa de vender a 25€ gafas chinas compradas a granel a 1€ la unidad y a las que se les pega 7 letras pretendiendo hacer creer que son unas gafas de marca. Como dije anteriormente ajo y agua, y si eres tonto y las compras es tu problema. Porque en el fondo hasta me resulta cómico ver a personajes que cobran varios millones de euros al año posando con plásticos de ínfima calidad óptica como si de unas Persol se trataran. Como más gracia me hace aun el rebaño que va detrás y que compra las gafas debido a que sus modelos de vida las lucen en una actitud tan natural como los famosos posados de nuestra querida Ana Obregón.

hawkers-promo-promocion-codigo-descuento-50%-gafas-sol-famosos

Jorge Lorenzo previa visita a la consulta oftalmológica

Pero sí, aun sigo sin aguantar al típico imbécil aprovechado de la vida que pretende reírse de los que aun son más imbéciles que él. Y esto es lo que ha pasado con un personaje de esta pseudomarca.  Esta noche previa, en el mayor foro español en decadencia que existe (todos sabéis cual), dicho personaje no ha tenido otra ocurrencia para aumentar sus ventas que abrir un tema llamando a los estudiantes universitarios a que trabajaran para la pseudomarca como si fueran embajadores de la misma.
-¿Y qué hay de malo en esto? Es una estrategia habitual y que llevan a cabo muchas marcas, no sólo de moda.- Pensaréis.

Os cuento, como no podía ser de otra forma al personaje se le ha baneado del foro (aunque conociendo la administración del mismo volverá a tener las puertas abiertas en cero coma) y el tema que creó ha desaparecido. Por suerte llegué a tiempo para leerlo. Estos son los requisitos que se pedía para trabajar de embajador de la pseudomarca:

  1. Ser activo en las redes sociales.
  2. Expandir la pseudomarca en tus círculos de amigos, organizar fiestas en su nombre y otro tipo de eventos enarbolando el estilo de vida de la pseudomarca.
  3. Subir varias veces a la semana fotografías con imágenes propias luciendo semejante bazofia de producto.
  4. Las mejores fotografías se publicarían en el Facebook oficial de la pseudomarca. (Ojo al gran honor y a la tremenda recompensa a tu trabajo).
  5. Etc.

 

¿A cambio de qué? Sueldo miserable pensaréis… Mucho mejor: unas gafas para ti y alguna camiseta para que puedas hacerte las chachifotos que deberás subir al instagram para que esta gentuza se llene los bolsillos a costa de tontos como tú.

¿Seguís sin entender mi cabreo? Aquí os presento al personaje responsable de esta entrada. No se trata de Matías, sino del otro iluminado: Javi.

A esa gentuza es a la que estás haciendo millonaria cuando compras su mierda. Hazte un favor, si habías pensado en comprar sus gafas, no lo hagas.

Y por favor, antes de comprar cualquier cosa infórmate de qué estas comprando y a quién le estás dando tu dinero. Se que es obvio, pero muchas veces nos olvidamos de pensar en ello.

PS: De corazón deseo que el hecho protagonizado esta noche se lleve a esta marca por delante, no merece otra cosa. Quien nos toma por tontos, quien toma por imbécil al cliente, ha de fracasar.
PS2: Cuidado con los medios que lees y que pueden influir en tu compra, la gente se vende a cualquier cosa con tal de recibir tajada.

ACTUALIZACIÓN: Ya podéis comprar las gafas directamente con el logo de la pseudomarca creada por estos sinvergüenzas sin tener que mandarle un mensaje privado al chino de alibaba que las vende.

Podéis hacerlo a través de este enlace: Hawkers al mejor precio con descuento del 96%.

Y de paso aprovechad para comprar la funda de la pseudomarca: Funda gafas Hawkers promoción con descuento del 96%.

Share on Facebook17Tweet about this on TwitterShare on Google+0

One Comment

  1. La verdad es que como llevo siempre gafas graduadas, me ponen el cristal en la óptica. De todas formas, lo de “niños de papá” lo aplicaría más a mr. boho (creo que se llama así) porque después del vídeo que has puesto, diría que es aún peor: dos canis que han triunfado vendiendo sus gafas de sol, esto si que es nuevo! Y encima ralilleros, tremendo. Desde luego esta es la clase de información que deberíamos molestarnos en tener a la hora de comprar un producto, porque seguro que muchos se abstendrían, yo misma por ejemplo. ¡Un beso!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *