GQ Man in Progress II

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0

Ahora sí, esta es la entrada que os sumergirá en la exposición de GQ Man in Progress. Por delante quedan casi unas sesenta fotografías de todo lo expuesto en la sala de exposiciones temporales del Museo del Traje.

Como mencioné en la entrada anterior, por simple organización y no convertir esto en un caos voy a dividir la presentación de las imágenes en dos o tres entradas. Además voy a seguir el orden que han impuesto los organizadores de la exposición. Vamos que os voy a montar un tour virtual en toda regla.

Atención a lo primero que te encuentras nada más cruzar la puerta de entrada. Te sumerges en un ambiente oscuro en el que sólo existe iluminación para cada una de las piezas de la sala. Nada de luz general para iluminar y perder de vista lo que importa del recinto. Eso sí, los focos hacen imposible tomar imágenes de las fotografías sin ese molesto reflejo que veréis en más de una foto. Hice lo que pude para paliar el efecto.

No tiene precio cruzar la puerta de entrada, girar a la derecha y encontrarte de frente con La Odisea en el Espacio de Eugenio Recuenco en todo su esplendor. No se realmente cuanto mide y desde luego no es una de las obras más grandes de este genio pero todos sabéis que le gusta trabajar en formatos de impresión generosos. Algo que comparto con Eugenio y que hace posible que la sensación de disfrute con sus fotografías sea aun mayor. Siempre es un privilegio ver trabajos suyos en persona. Algún día quizás le dedique una entrada en exclusiva y os enseñe alguna cosita suya que tengo por casa.

Y al lado de Recuenco, Bill Murray por Peggy Sirota. Un bonito retrato del actor estadounidense que no pasa desapercibido a su entrada.

A continuación os dejo el resto de imágenes que he tomado de lo que he denominado la primera sala de la exposición. Como podéis ver, en su parte final hay variación de objetos. Podemos encontrarnos con el traje de Tom Ford diseñado para Daniel Craig en Quantum of Solace o el mismísimo Dolce & Gabbana que vistió Messi en la ceremonia de entrega del Balón de Oro de 2012. Algunos diseños de Jeremy Scott y hasta las entradas de la Eurocopa del 2008 y del mundial de 2010 que terminó ganando la Selección Española. No las hice una foto porque iba a ver moda y, honestamente, entiendo que para mucha gente esas entradas puedan tener un valor sentimental importante pero para mi no son más que algo anecdótico. Y no es que no me guste el fútbol  o el deporte, al contrario, pero como digo, iba a ver moda y no les di mucha importancia, no dejan de ser un papel impreso.

 

 

En la próxima entrada podréis ver lo que se encuentra en la segunda zona. Empezamos a meternos en territorio de grandes diseñadores e iremos viendo la evolución del traje a lo largo de las últimas décadas.

También te puede interesar...

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0

2 Comments

  1. Pingback: GQ Man in Progress

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *